top of page

Eclipse Anular de Sol: El Anillo de Fuego


el anillo de fuego
Eclipse anular

FOTO: KIM KYUNG HOON/REUTERS



Este 14 de octubre, México tendrá el privilegio de atestiguar un espectacular evento cósmico: un eclipse anular de Sol. Este fenómeno astronómico, que ocurre cuando la Luna pasa frente al Sol, creando un anillo de fuego alrededor del disco solar, será visible en algunas partes del país.


¿Cuándo y dónde se verá el eclipse anular?

El eclipse anular de Sol del 14 de octubre de 2023 será visible principalmente en el norte de México, en estados como Baja California, Sonora, Chihuahua y Coahuila, donde se experimentará una visibilidad cercana al 90%. En la ciudad de México y en el sur del país, la visibilidad será parcial, con aproximadamente un 40% del disco solar cubierto por la Luna. El punto máximo del eclipse se espera alrededor de las 9:30 hora local (GMT-7). Sin embargo, es fundamental recordar que la visibilidad del eclipse también depende de las condiciones meteorológicas, por lo que se recomienda estar en un lugar con cielo despejado y tomar las debidas precauciones visuales para observar este evento de manera segura.





¿Qué es un eclipse anular?

Un eclipse anular es un tipo de eclipse solar que se produce cuando la Luna se encuentra en su órbita más alejada de la Tierra y, por lo tanto, parece más pequeña en el cielo. Cuando la Luna pasa entre la Tierra y el Sol, no logra cubrir completamente el disco solar, creando un anillo brillante alrededor del Sol. Este anillo de fuego se debe a que la Luna no bloquea completamente la luz solar. Este tipo de eclipse es menos común que los eclipses totales de Sol y ofrece un espectáculo celestial impresionante, donde el anillo de fuego se proyecta sobre la Tierra.




Un eclipse anular es un tipo de eclipse solar que se produce cuando la Luna se encuentra en su órbita más alejada de la Tierra y, por lo tanto, parece más pequeña en el cielo.
Fases del eclipse anular

El Eclipse Total de Sol de 11 de Julio de 1991

Hace más de tres décadas, México fue testigo de un fenómeno astronómico de gran magnitud: un eclipse total de Sol. En ese memorable día, la Luna ocultó por completo el Sol, sumiendo a varias regiones del país en la oscuridad durante unos minutos. Fue un evento que dejó una profunda impresión en la memoria colectiva, inspirando a generaciones posteriores de entusiastas de la astronomía.





La Visión Maya de los Eclipses

Los antiguos mayas, conocidos por su avanzado conocimiento astronómico, tenían una visión única de los eclipses. Para ellos, los eclipses solares y lunares eran eventos de gran importancia, vinculados a sus calendarios sagrados. Observaban cuidadosamente la posición de las estrellas y planetas en el cielo durante estos fenómenos, buscando patrones y significados ocultos. Los eclipses, para los mayas, eran momentos de reflexión espiritual y una oportunidad para comunicarse con el mundo divino. Este enfoque en la observación y el entendimiento de los eclipses demuestra la profunda conexión que tenían con el cosmos y su habilidad para combinar lo científico y lo espiritual en su comprensión de estos eventos celestiales. La herencia astronómica de los mayas sigue siendo una inspiración para nuestra apreciación moderna de los eclipses y la ciencia astronómica.



La Conexión con la Naturaleza a través de los Eclipses

La observación de un eclipse, ya sea anular, total o parcial, nos brinda una oportunidad única para conectarnos con la naturaleza y el cosmos en su estado más puro. Durante esos efímeros momentos en que la Luna cubre al Sol o la Tierra se interpone entre ambos, somos testigos de un poderoso recordatorio de nuestra posición en el universo.


Estos eventos astronómicos nos recuerdan que somos parte de un sistema solar en constante movimiento y que, a pesar de nuestras diferencias y preocupaciones terrenales, compartimos el mismo cielo, el mismo Sol y la misma Luna. Percibir un eclipse nos invita a reflexionar sobre nuestra relación con el cosmos y nuestra responsabilidad de cuidar y preservar nuestro planeta. En medio de la inmensidad del espacio, los eclipses nos conectan con la belleza y la fragilidad de nuestro hogar en el universo, y nos inspiran a apreciar y proteger la maravillosa naturaleza que nos rodea.



En muchas culturas, los eclipses se consideraban eventos ominosos, vinculados con desastres naturales, guerras o la ira de los dioses.
Mitos alrededor de los eclipses


Mitos alrededor de los eclipses

Los eclipses solares han intrigado y aterrado a la humanidad a lo largo de la historia, lo que ha llevado a la creación de numerosos mitos y leyendas. Algunos de los mitos más comunes incluyen:

  1. Eclipse como mal augurio: En muchas culturas, los eclipses se consideraban eventos ominosos, vinculados con desastres naturales, guerras o la ira de los dioses. Sin embargo, no hay evidencia científica que respalde tales creencias.

  2. Comer durante el eclipse: En algunas culturas, se cree que es peligroso comer o beber durante un eclipse solar. No hay fundamento científico para esta creencia, pero es importante recordar no mirar directamente al Sol durante el eclipse.

  3. Protección de embarazadas y bebés: Algunas personas creen que las mujeres embarazadas y los recién nacidos son especialmente vulnerables durante un eclipse. No hay evidencia científica de esto, pero se recomienda precaución visual para todos.

Cuidados para no ver el Sol durante el eclipse

Observar un eclipse solar sin la debida protección puede dañar seriamente tus ojos. Aquí hay algunas pautas esenciales para disfrutar del eclipse de manera segura:

  1. Nunca mires directamente al Sol sin protección adecuada. Usa lentes de eclipse solar certificados o dispositivos de proyección seguros para ver el eclipse.

  2. No uses gafas de sol normales ni otros objetos caseros improvisados para mirar el Sol. No proporcionarán la protección adecuada.

  3. Supervisa a los niños. Asegúrate de que los niños sepan cómo observar el eclipse de manera segura y mantén un ojo en ellos en todo momento.

Para observar el eclipse anular de forma segura, es esencial utilizar lentes de protección solar certificados. Asegúrate de que estos lentes cumplan con la norma ISO 12312-2, que garantiza la filtración adecuada de los rayos solares perjudiciales. Evita improvisar con gafas de sol comunes o cualquier otro objeto casero, ya que estos no proporcionan la protección necesaria. La seguridad visual es primordial para disfrutar al máximo de este evento astronómico único.





El próximo eclipse en México

Por fortuna, los amantes de los eclipses en México no tendrán que esperar mucho tiempo para el próximo espectáculo. En tan solo seis meses, el 8 de abril de 2024, el país será testigo de un eclipse total de Sol que cruzará de costa a costa, desde Baja California hasta la Península de Yucatán. Este evento promete ser uno de los momentos astronómicos más destacados de la década, y los preparativos para disfrutarlo de manera segura deberían comenzar con anticipación.









Comments


bottom of page